Aceites, masajes y un polvo de primera

,

,

,

,

,

  • 302
  • 12:26
  • 0

Lo bueno de un regalo de aniversario es que sea una sorpresa, lo malo que desde qeu este tío llegó a casa de su novia, y la vio bote de aceite aromático en mano, ya supo muy bien cómo iba a terminar esto: con un masaje con intenciones sexuales. Y no se equivocaba, porque en menos de un minuto ya tenía a su chica desnuda encima, frotando todo su cuerpo contra el suyo mientras empezaba a usar el aceite, y una vez que sus cuerpos estuvieron lubricados y calientes ya de paso, estuvo claro que aquello sólo podía acabar en follada. ¡Y que follada, por dios! Puede que esto no haya sido una sorpresa, pero sí un polvo memorable lo mires por donde lo mires.

Vídeos relacionados